Share to Facebook Share to Twitter Share to Google Plus

Recupera tu sonrisa

Imagina volver a comer sin dificultades, desde una jugosa manzana hasta un sabroso solomillo. Imagina unos dientes firmes y bonitos con los que puedes exhibir una preciosa sonrisa, igual o mejor que la que tenías antes de perder tus dientes. ¿Te gustaría hacerlo realidad? Sigue leyendo y te informaremos de cómo conseguirlo.

¿Por qué es conveniente reponer los dientes perdidos?

La pérdida de dientes naturales -por enfermedad o traumatismo- provoca grandes problemas de salud y estética: Dificultad para la masticación, deglución y digestión. Descolocación de los dientes remanentes: Inclinación, separación y erupción excesiva al faltar dientes de apoyo. Esto da lugar a la retención e impactación de restos alimenticios entre los dientes, con la consecuente incomodidad, caries agresivas y enfermedad de encias. Pérdida prematura de los dientes restantes: Como consecuencia de lo anterior y también debido a la sobrecarga masticatoria, se origina el "efecto dominó" de las ausencias dentarias: una vez que se pierde un diente, se origina un proceso que favorece la pérdida de más piezas dentales. Desfiguración del rostro: Una boca totalmente desdentada produce un hundimiento de la cara y sensación de envejecimiento. Una boca parcialmente desdentada da un aspecto descuidado y marginal.

El implante dental permite la reposición de un diente al conseguir sujeción en él.

Una intervención indolora y mínimamente invasiva

Sólo es necesaria una anestesia local similar a las utilizadas para tratamientos odontológicos habituales (empastes, endodoncias...). La intervención es prácticamente indolora y se realiza en nuestra clínica. Utilizamos implantes de última generación que permiten una técnica mínimamente invasiva. Esto tiene consecuencias sumamente positivas: La intervención es rápida y nada traumática para el paciente. La inflamación post-operatoria de la zona es mucho más suave que en las técnicas tradicionales, sin que sea necesario pedir una baja laboral. El paciente no va a estar en ningún momento sin dientes. Se acorta el tiempo de espera entre la colocación del implante y la colocación de la protesis definitiva, pasando de los 3 a 6 meses tradicionales a sólo 2 meses.

Un tratamiento a tu alcance

Ofrecemos un tratamiento de alta calidad a precios competitivos y ajustados, con financición a su medida y descuentos muy interesantes. Llámenos y con mucho gusto te haremos un estudio gratuito y le daremos un presupuesto sin compromiso, adaptándonos siempre a su caso.

 

BIGtheme.net Joomla 3.3 Templates